La voz del miedo nunca gana

La voz del miedo arranca el alma a tirones salvajes, doblega el espíritu y lo ciñe en una encorsetada espiral de desencuentros. Esa voz cruel aturde el pensamiento y golpea brutal el entendimiento, tiñendo de confusión la razón, desbroza el corazón y desmantela la ilusión... Una voz así, sin palabras comprensibles, sin discurso lógico, cubre la vida hasta los bordes en una balsa de aceite y la colma de sombras, bebe de ese pozo sombrío y se tiende al fondo de una cueva profunda sin luz...
Esa voz... sin embargo, no puede verterse más allá de sí misma, e incapaz de traspasar los límites de su negra soledad, se viste de luto y se repliega. Por eso sé que ninguna voz capaz de angustiar o estremecer puede alcanzarme.

Maite R. Ochotorena

Entradas populares de este blog

Relato de terror: «Lula»

«El Sauce Llorón», un cuento de Navidad

Relato de Terror: El Mensajero de la Muerte